¿Tacones con calcetines? ¡Sí se puede!

 

Esta moda es única en su clase, sin duda. Puede que para ciertas personas no se de su agrado e inclusive hay quienes dicen que jamás usarían algo así. ¿Atrevido? No realmente. Por lo menos no en su momento. Un claro ejemplo data del siglo pasado, tiempos de la segunda guerra mundial, tiempos de incertidumbre, claro, pero también tiempos de suma escasez y racionamiento. 

 

La medias de nailon que en aquellos tiempo era una prenda esencial en el armario de cualquier mujer, así como productos de belleza como cremas y tratamientos, tuvieron que servir a nuevos propósitos, pues la mayoría de la materia prima era destinada para la industria de la guerra. Por lo tanto, se tuvieron que tomar otras medidas para el cuidado de la piel, precisamente una de ellas fue el uso de calcetines para evitar cualquier tipo de irritabilidad.

 

Mujeres dibujándose una línea a lo largo de la mitad de la pierna, asemejando el uso de un par de medias.

 

Sin embargo, los tiempos son otros. Lejanos han quedado ya aquellos días. Pero como ya se ha mencionado a lo largo de varios artículos, la moda es cíclica y algo que surgió a partir de una necesidad quién lo iba a imaginar que se convertiría en tema de tendencia y estilo casi un siglo después.

 

Así es, la moda va y viene. Por ello, retomar estos elementos tan particulares e inherentes a la moda femenina y darle un giro interesante con una serie de combinaciones y outfits que podrás utilizar a conveniencia, es el objetivo del artículo de hoy.

 

 

Regresemos al siglo XXI, ¿les parece? Ahora habrá que darle un giro interesante de moda y estilo a este par de accesorios.

 

Colores, diseños y estilos los hay por montones, sólo tendrás que implementar lo que más te guste y sacarle el mayor provecho posible. Y si lo tuyo no es usar calcetines por esta época de calor, lo mismo puedes intentar con las ya conocidas medias de red, mismas que ya han sido todo un hit del street style.

 

 

Puedes intentar con pequeños pasos. Por ejemplo, para tu outfit en tu día de trabajo o alguna salida con amigos. El punto es irte acostumbrando poco a poco y claro que no tienen que ser del mismo color del calzado (no tienen que ser precisamente cerrados), aunque con ello también podrías dar la impresión de estar usando botines.

 

¡Luce femenina y llena de estilo!

Redacción: Carmen Mata

Escribir comentario

Comentarios: 0